Nacionales

Obreros superexplotados en nueva piñera vinculada a Exportaciones Norteñas

Pocosol, 1° de Julio (SocialismoHoy.com) –  Es conocida ya la situación laboral de los cientos de trabajadores de la piñera de Santa Fe de Los Chiles, vinculada a la Empresa Exportaciones Norteñas SA, pero al parecer estas prácticas laborales ilegales se desarrollan en cada nuevo proyecto que realiza la empresa.

Desde mediados de 2015 esta empresa inició el desarrollo de su proyecto piñero más ambicioso en la comunidad de El Concho en Pocosol de San Carlos, proyecto que según denuncian vecinos de la zona tiene serias violaciones a la legislación laboral y ambiental.

Exportaciones Norteñas es un el ideal del modelo agroexportador capitalista

Según el registro de PROCOMER esta empresa fue fundada en 1999, actualmente es encabezada por Guiselle Solano Rojas como su gerente general y el empresario sancarleño Rodrigo Alberto García Brenes como su presidente, ellos dirigen hoy una de las empresas agroexportadoras más grandes del país.

Para el año 2015 PROCOMER ubicó a Exportaciones Norteñas como una empresa modelo que ocupa el puesto N° 15 de las principales empresas exportadoras del sector agrícola, listado donde Agrícola Del Monte S.A. ocupa el primer puesto.

Además tiene el lugar N° 12 a nivel nacional de las empresas agrícolas que más exportan a Estados Unidos, en ese campo disputa con las grandes empresas de café, banano y plantas ornamentales.

Exportaciones Norteñas es afiliada a la Cámara Nacional de Productores y Exportadores de Piña (CANAPEP) y exporta su fruta a  Europa y Estados Unidos bajo el sello comercial de la multinacional CHIQUITA.

Esa empresa representa el modelo que han impulsado los gobiernos en los últimos años, las cuales reciben múltiples beneficios al no pagar impuestos, y al permitírseles operar sin respetar las leyes laborales ni ambientales.

En el nuevo proyecto de “El Concho” la super explotación se repite y profundiza.

Actualmente el nuevo proyecto piñero de El Concho se encuentra en el proceso inicial de preparación de terrenos y siembra para la producción.

En varias ocasiones vecinos de la comunidad denunciaron los estragos ambientales que desarrolló la empresa en esa zona. En estas denuncias, los pobladores señalaron la devastación de miles de hectáreas de bosque, la destrucción de humedales, nacientes y lagunas naturales, sin ningún tipo de intervención de las autoridades ambientales.

El nuevo proyecto abarca unas 8 mil hectáreas de terreno, donde en 3 años se trasladará la producción que actualmente la empresa mantiene en Santa Fe y el Amparo de Los Chiles, este proyecto es de los más grandes del país considerando que según diversas organizaciones en Costa Rica habrían unas 45 mil hectáreas de piña cultivadas.

En la actualidad el proyecto “El Concho” cuenta con unos 400 trabajadores, en su inmensa mayoría trabajadores nicaragüenses, quienes se mantienen bajo un régimen laboral que violenta la inmensa mayoría de sus derechos laborales.

Según vecinos de la zona, a los trabajadores se les paga ₡1000 la hora y no cuentan con seguro, pago de horas extras, aguinaldos, vacaciones, días libres, etc; además muchos viven en casas improvisadas donde el hacinamiento es brutal; se han reportado casos donde 25 o más trabajadores viven en viviendas de 45 m².

Ellos y ellas trabajan bajo la figura de contratistas, quienes les cobran por un transporte precario, la vivienda y la alimentación, situación que provoca que algunas veces los trabajadores al final de la quincena terminan debiendo dinero, ya que sus salario no les alcanza para todos esos pagos.

Según reportan las fuentes consultadas, la empresa no ha gestionado permisos laborales a esos trabajadores, violentados la legislación laboral y migratoria, esto con el sentido de garantizar los bajos salarios y ocultar la realidad laboral que ahí se vive.

SITRASEP exige al gobierno intervenir esa empresa de inmediato.

El Sindicato de Trabajadores del Sector Privado manifestó su preocupación sobre la situación que se vive en esa empresa. Según ellos el gobierno conoce esa situación, pero únicamente se preocupa por el empresario y no por los trabajadores, por eso exigen la intervención inmediata del Ministerio de Trabajo para hacer respetar los derechos de esos trabajadores.

Ricardo Solís, Secretario General de la organización señaló que “no se puede permitir que existan trabajadores en esas condiciones en ninguna empresa, desde nuestro sindicato haremos todas las gestiones para que el Ministerio de Trabajo y demás instituciones cumplan sus funciones, y dejen de proteger a los empresarios y hagan respetar las leyes que protegen a los trabajadores”.

Solís señaló que esa empresa persigue a los trabajadores que desean organizarse sindicalmente “hoy esa misma empresa, en sus plantaciones de piña en Los Chiles, está atacando fuertemente a los trabajadores que se organizan en nuestro sindicato, omitiendo los derechos sindicales en Costa Rica, señalan y persiguen a quienes deciden ejercer sus derechos sindicales, porque quieren seguir disfrutando sus jugosas ganancias dejando de pagar salarios mínimos, seguros, horas extras, etc”.